PETIT NAVIRE

Consumer

Petit Navire, la pequeña conservera que vio el mar… en 1932… en Douarnenez, Bretaña. Hoy en día una marca icónica y patrimonial, pero con unos códigos que han envejecido y una oferta global que ha perdido legibilidad y diferenciación. 

El objetivo de este rediseño global: Reafirmar la personalidad de la marca, auténtica y natural. Revelar su historia y crear un territorio visual fuerte. 

La solución de diseño:
La creación de un logotipo estructurante y propietario.
El mar como key-visual indentitario.
Los visuales de productos naturales y apetitosos.

El resultado:
Mayor impacto y modernidad para la marca.
Una calidad reforzada y una valorización de la variedad de la oferta.
Un liderazgo reafirmado.. 

Volver a los proyectos